Luang Prabang

Luang Prabang, la Ciudad de los Mil Templos esta situada en el corazón del sudeste asiático y es la capital de Laos. También es llamada la capital del Reino del Millón de Elefantes.

Declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO es un lugar que mezcla una naturaleza selvática con una profunda espiritualidad religiosa, es una ciudad de templos: algunos grandes, otros más pequeños, todos hermosos e interesantes, el más visitado es el de Xieng Thong, que tiene el más valioso y conocido legado: el mosaico del Árbol de la Vida, que representa la leyenda de construcción del templo.

Tanto para este como para otros templos, es necesario seguir un código de vestimenta para su ingreso: las mujeres han de cubrirse las piernas con una falda larga o pantalón, si no lo traen, pueden alquilarlo o en algunos lugares es prestado.

El Árbol de la Vida

El Árbol de la Vida es muy venerado por todos, figuran copias suyas en lienzos, posters y pañuelos que encuentras por doquier, especialmente en el mercado de noche que se instala cada tarde en la calle principal del centro con artículos muy interesantes.

El Mercado Nocturno

El mercado nocturno de Luang Prabang es de visita obligada, tiene un ambiente maravilloso y tranquilo que te incita a pasear por el lugar durante horas, encontrarás mucha gente que admira las artesanías típicas y disfruta degustar de la comida local ¡no te lo pierdas!

La Entrega de Limosnas

Te recomiendo que algún día de tu estancia en la ciudad, madrugues y asistas a la ceremonia de entrega de limosnas: el día comienza a las 5:30 am con los monjes recorriendo las calles en perfectas filas y absoluto silencio, recogiendo las “limosnas” (arroz, bananas y dulces) que los habitantes de la ciudad les entregan en caridad, puedes comprar tu propio arroz y participar del acto.

Es muy interesante, puedes buscar alguna callecita alejada de la principal, lejos de donde suelen aglomerarse los turistas.

Otros Lugares de Luang Prabang

Otro imperdible de Luang Prabang son las cuevas de Pak Ou y las Cascadas Kuang Si.

Una buena manera de tener las dos visitas aseguradas es acudir a las escaleras de acceso del Templo Xieng Thong y allí mismo negociar con un capitán de barco Laosiano, él se encargará de guiarte al embarcadero que está enfrente y de gestionar el tuk-tuk que te llevará a las cascadas, definitivamente la opción más popular de transportarse en Asia.

Navegarás al norte por el Río Mekong, un importante canal de comunicación que te llevará a dos santuarios excavados en el interior de cuevas de piedra caliza decorados con miles de esculturas de buda.

Al regreso a la ciudad, a unos 5 km desde el centro, el tuk-tuk te conducirá a un pequeño paraíso acuático: las cataratas de Kuang Si, un bello lugar donde se han formado varios niveles de saltos de agua en tonos turquesa, en un entorno natural de una belleza sin igual, donde además es posible nadar, saltar en liana desde los árboles y para los más atrevidos, escalar hasta las rocas donde cae el agua con toda su fuerza.

Te aconsejo seguir avanzando hasta arriba por un camino algo escarpado hasta alcanzar el punto más alto donde nace la cascada.

Merece mucho el esfuerzo y la subida de unos 30 minutos, por las vistas que se pueden contemplar.

Phu Si

Otra escalada que vale la pena es la que puedes hacer al final del día y tener una panorámica espectacular de toda la ciudad si subes los más de 300 escalones que llevan al lugar más sagrado de Luang Prabang: la Colina Phu Si, la caminata se ve compensada con los templos, cuevas, estatuas y otros santuarios que se encuentran en el camino.

En lo alto, junto a la estupa dorada del Templo Chom Si, puedes relajarte y disfrutar la ciudad a 360°.

De los 3 accesos para subir, las escaleras de subida más recomendables y populares son las que se encuentran frente al Palacio Real y para bajar lo mejor es utilizar una segunda ruta distinta.

Pero antes de subir la Colina no dejes de visitar el recinto del Palacio Real, te queda de frente a las escaleras.

Está compuesto de 3 edificios:

El antiguo Palacio está intacto y lo han convertido en el Museo Nacional, con los muebles originales, joyas, armas, pinturas y hasta autos, lo que te permitirá ser testigo del estilo de vida de los Reyes; el salón del trono es absolutamente espectacular.

Además de que las mujeres deben cumplir con llevar falda larga o pantalón, todos deberán quitarse los zapatos antes de entrar.

El segundo edificio y el que más llama la atención es el Templo Haw Pha Bang que alberga la gran estatua del Buda más sagrado y venerado de Laos ¡no te lo puedes perder!

De frente al Templo está el Teatro donde podrás ver espectáculos de danza.

 

Lifestyle Travel Network