Lima

Encontramos Lima a orillas del Océano Pacífico, en la costa central de Perú.

Capital de Perú, una fusión de cultura, tradición y modernidad, con una gastronomía espectacular y variada, así cómo reconocida mundialmente.

Lima también es sofisticada, con una civilización que se remonta a milenios.

Los majestuosos museos exhiben cerámica sublime; Galerías presentan arte vanguardista; y Solemnes procesiones religiosas recuerdan el siglo XVIII.

Esto es Lima. Envuelto en la historia (y a veces niebla), gloriosamente desordenado y lleno de delicias estéticas. Ni se te ocurra perderlo.

Recorriendo Lima

Transpórtate en el tiempo y conoce la elegante Lima antigua con sus famosos balcones que están en la mayoría de los edificios de arquitectura colonial del Centro Histórico de la ciudad, considerado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Desde la enorme Plaza Mayor mejor conocida como Plaza de Armas podrás disfrutar en una vista de 360° el Palacio Arzobispal, el Municipal y la Catedral de Lima, esta última la puedes recorrer por dentro e incluir el museo y sus capillas laterales; el Palacio Presidencial lo puedes ver solo desde afuera pero es interesante presenciar el cambio de guardia con los elegantes Húsares de Junín en punto de las 11:45.

La plaza de Armas es a cualquier hora del día sitio de encuentro o de descanso.

Cientos de limeños se detienen en las gradas del Palacio Arzobispal a ver pasar la vida, que aquí es vibrante y colorida.

Este lugar es uno de los mejores para comenzar a visitar el centro de Lima ya que desde aquí surgen las calles principales de la capital, muy cerca caminando llegas al Convento de San Francisco, no dejes de visitar las famosas catacumbas y la más antigua y bella biblioteca de Sudamérica.

Otra plaza que no te puedes perder es la Plaza San Martín, seguramente de las más bonitas y representativas de la ciudad después de la Plaza de Armas.

Aquí se encuentra el Gran Hotel Bolívar, su bar es conocido por su pisco sour, la bebida local que no puedes dejar de probar.

Lima a pie

Si vas a Lima no puedes dejar de ir a Miraflores y pasear por su malecón, un ícono de Lima, en la zona es riquísimo disfrutar sus parques verdes como el Parque del Amor o el Faro o aventurarte más y volar en parapente frente al Parque Raimondi.

También darte una vuelta por el Parque Kennedy y echar un vistazo a los puestos de artesanías, donde los artistas han vuelto de este lugar su taller al aire libre.

Camina por la Avenida Larco que está llena de comercios y termina el recorrido en el Centro Comercial Larcomar, construido en un peñasco, así que desde aquí tendrás una vista espectacular del Océano Pacífico mientras tomas un café en alguna terraza o visitas las tiendas al aire libre.

Si te gusta caminar, sigue por el Malecón Cisneros hasta llegar a Barranco, un barrio bohemio que cuenta aún con algunas casonas de la época colonial, muchas tiendas y galerías de arte, así como cafecitos con mucha personalidad y un sinfín de lugares para comer un delicioso ceviche o un helado artesanal.

Por la tarde aprovecha uno de los atardeceres más lindos de la ciudad y por la noche aprovecha la fiesta que se vive en sus bares de antaño, varios de ellos con música en vivo.

Gastronomía

Ningún visitante puede perderse el genio culinario de la capital de Perú, parte de una revolución gastronómica que lleva más de 400 años en desarrollo.

Si estás en el centro de Lima te recomiendo probar un sabroso “chifa” una fusión entre la comida peruana y china, en la conocida calle Capón, ubicada en el barrio chino.

Puedes visitar el también el famoso y tradicional Bar Cordano un lugar con mucha historia y tradición donde seguro comerás muy bien, debes probar un típico tacu-tacu, que es una mezcla muy singular de varios platillos.

Sin duda uno de los más famosos restaurantes es Central.

Parte restaurante y parte laboratorio, Central reinventa la cocina andina y rescata ingredientes peruanos antiguos que no se usan en otros lugares.

Cenar aquí es toda una experiencia.

Lifestyle Travel Network